Skip to content

El beso. La sonrisa. El aliento. ¿Qué es más importante para usted (y para su pareja)? Lo más probable es que sea el buen aliento.

Hablemos de cosas personales. El mal aliento (halitosis) puede ser común en los perros; pero para las personas, el mal aliento afecta la manera como se sienten, sin mencionar la manera en que otros lo perciben. De hecho, es posible que usted no sepa que padece de  mal aliento hasta que un amigo se lo dice.

¿Cómo puede saber si tiene mal aliento? Una manera simple es meter su dedo limpio en su boca y raspar un poco de saliva de la parte trasera de su lengua. Colóquela en la parte trasera de su mano, espere un minuto y luego huela su mano. ¿Es algo que le gustaría besar?

Si no es así, revise estas sugerencias sobre las causas y curas del mal aliento. ¡Empiece a refrescar su aliento hoy!

Cinco causas comunes de mal aliento

  1. Las bacterias son las culpables del mal aliento. Las bacterias se proliferan adentro de su boca. Estos gérmenes se esconden entre sus dientes y cubren su lengua. Cuando las bacterias se estancan, se multiplican, forman placa y producen toxinas y olores apestosos. Las bacterias son la causa entre el 80% al 90% de todos los casos de mal aliento. 
  2. Diga "Ahhh". Los agujeros profundos en sus amígdalas, llamados criptas son una causa común del mal aliento. Si sus amígdalas son demasiado anchas y están picadas o tienen agujeros, una  sustancia conocida como cálculos de las amígdalas se acumula en estos agujeros. Estos cálculos algunas veces huelen y pueden ocasionar mal aliento.
  3. Alimentos picantes y malos hábitos. Los alimentos como la cebolla, el ajo y el pescado pueden ocasionar mal aliento; incluso horas después de cepillarse los dientes. Cualquier forma de fumar (cigarros, puros, pipa) o mascar tabaco pueden dejarle un sabor y olor desagradable, en su boca.
  4. Problemas estomacales. Algunas veces los problemas estomacales como el reflujo o una úlcera pueden ocasionar mal aliento cuando eructa y expulsa gas. Además puede culpar a las dietas bajas en carbohidratos, las cuales ocasionan cetosis, un estado en el que se quema grasa en el cuerpo y produce un fuerte aliento.
  5. Sinusitis. Sus senos nasales o paranasales normalmente están llenos de aire. Cuando se inflaman se bloquean y se llenan de líquido, el cual permite que crezcan gérmenes como la bacteria y los hongos. El olor de la infección sale de su boca como mal aliento.