Cómo organizar los servicios de asistencia en el hogar

Tener a una persona que proporciona servicios de salud en el hogar puede ser de gran ayuda para todos.

Eso permite que tu ser querido reciba la asistencia que necesita, y que puedas descansar y atender a tus asuntos personales. En general, tener esa ayuda disminuye el estrés.

Estos son algunos pasos que puedes tomar para asegurarte que el servicio de cuidados en el hogar sea conveniente. 

Cómo encontrar el mejor proveedor de salud

Hay muchos tipos de servicios de salud en el hogar, entre ellos:

  • Cuidados de higiene personal: Es posible que tu ser querido necesite ayuda para bañarse, vestirse, peinarse y afeitarse
  • Quehaceres del hogar: Es posible que la persona necesite ayuda para limpiar la casa, preparar comidas, ir al supermercado y lavar la ropa
  • Cuidados de salud: Algunas personas necesitarán asistencia para cambiar vendajes, ponerse inyecciones y hacer terapia física
  • Servicios de compañerismo: Algunas instituciones ofrecen servicios de visitas, actividades sociales y pasatiempos

Al escoger el servicio que más les conviene, considera las necesidades de tu ser querido y también, como cuidador de esa persona, las tuyas. Pídele consejos al doctor de la persona. Necesitarás una derivación de un médico para solicitar la cobertura de un seguro a largo plazo, Medicare o Medicaid.

Habla con tu ser querido sobre el tipo de ayuda que cree que necesita. Pregúntale cuáles son las cualidades que busca en la persona que quiere que tenga acceso a su hogar. Por ejemplo, quizás le sea más fácil sentirse a gusto con la persona si el cuidador es de su mismo género, comparte la misma cultura y habla su mismo idioma.

Puedes presentar una solicitud en una agencia o pedirles a tus amistades que te den recomendaciones. Pide credenciales, referencias laborales, antecedentes penales e historial de capacitaciones.   

 

Comparte información

Debes darle al cuidador la mayor cantidad de información sobre tu ser querido. Cuanta más información tengan sobre sus antecedentes de salud y su rutina, mejor será el servicio que dará.

También comparte información sobre los familiares de tu ser querido, sus amistades y su pasado. Si el cuidador tiene esa información, se le hará más fácil a tu ser querido sentirse a gusto con esa persona.

Si el cuidador está presente en el día a día de tu ser querido, comparte con él los detalles de la rutina diaria de tu ser querido. Por ejemplo, anota a qué hora le gusta comer y qué le gusta comer; qué le gusta ver en la televisión o leer. También cuéntale cuáles son sus actividades preferidas o sus aficiones; esas son cosas que mejoran la calidad de vida de toda persona.

Continued

Participa en el cuidado de tu ser querido

Es importante que participes en el cuidado de tu ser querido aun si tiene un cuidador. Fija las expectativas desde un principio. Indícale al cuidador a qué hora tiene que llegar, qué debe hacer, y cómo y cuándo se debe comunicar contigo.

Debes crear un plan de cuidados que indica lo que tú esperas del cuidador. Eso facilitará la dinámica porque todos sabrán cuáles son las expectativas. Esa también es una buena medida porque si necesitaras un sustituto temporalmente, esa persona puede mantener la rutina.

Debes tener una relación cercana con el cuidador. Dado el servicio que desempeña, el cuidador tendrá una relación íntima con tu ser querido. Es recomendable que conozcas cómo es la vida de esa persona, como si tiene familia. Conoce más a fondo a la persona que dedica tiempo y esfuerzo a cuidar a una persona que es importante en tu vida.

Escoje a alguien que sea compatible

Tu ser querido pasará mucho tiempo con su cuidador. Por eso es muy importante que se lleven bien. El cuidador puede ser capaz, pero si no se lleva bien con tu ser querido, considera buscar a alguien más.

El proceso es similar al de encontrar a una pareja —tendrás que hacer mucho esfuerzo para encontrar a la persona indicada. Pero recuerda que esa persona trabaja en equipo contigo y con tu ser querido. Ellos necesitan disfrutar de su compañía y tener un vínculo fuerte. Eso permitirá que la experiencia sea más fácil y reducirá el estrés que pueda generar para todas las partes.

Artículo médico de WebMD Reviewed by Dra. Brunilda Nazario on August 27, 2020

Sources

FUENTES:

Aging in Place: “All About Home Health Care Services.”

Family Caregiver Alliance: “Hiring In-Home Help,” “Working Successfully with Home Care Services.”

Alzheimer’s Association: “In-home Care,” “Personal Facts and Insights.”

Medicare.gov: “What's home health care?”

AARP: “How Caregivers, Aides and Recipients Can Build Bonds,” “How to Hire a Caregiver.”

© 2020 WebMD, LLC. Todos los derechos reservados.

Pagination

Get Wellness Tips In Your Inbox

Wellness tips designed to help you live happier and healthier as you age. Sign up for the Good Health newsletter.

By clicking Subscribe, I agree to the WebMD Terms & Conditions & Privacy Policy and understand that I may opt out of WebMD subscriptions at any time.